Noticias de „Neuland“ (ocupación de un árbol en el borde del desmonte)

29-11-2014
Son las 9 y media. Antés de media hora decidí de sacarme la cubierta de mi cabeza para matar el hambre de la noche pasada. Me agota comer, más que nada por las manos y la cara fria que normalmente están tapados con la cubierta y una balaclava. Me encuentro en 25 metros de altura. Cuando miro al norte tengo una vista panoramica a la mina al cielo abierto ‘Hambach’. Por4 la derecha y la izquierda solamente quedan 40-50 metros con arboles al alrededor mio. El resto está tallado. En el sur – donde todo el tiempo una maquina que parece manejarse sola, saca a los arboles cortados – ahí sé que se encuentra el resto del bosque Hambach, que todavía está ocupado en dos sitios, y el prado ocupado con toda mi gente. En ese momente, un camion sale del areal que está rodeado con vallas en cuakl lme encuentro en un roble americano de 200 años. Ese camion trajó combustibles para los generadores para que , cuando oscurece, pueden iluminar el arbol en cual me encuentro y el areal enrejado al alrededor como sería medio día.

Hace 4 días lo hacen. Debe ser carisimo. Más en el este escucho los sonidos de motosierras. Hoy por la mañana los de la servicio de seguridad no son muy habladores mientras que ayer parecía que no se agotan gritar cosas. Cosas como “Bajate! Quiero divertirme“ y „no soy homosexual“, les „gustan las mujeres“… Todo lo asqueroso que es: Eso es la realidad en cual mucha gente vive. Yo también, solamente que no estoy exponida a esos extremos cada día, porque en el bosque y el prado ocupado la gente se esfuerza por un clima más cuidadoso. Todo el tiempo 20 de esos tipos están al alrededor mio, a dentro y fuera de la valla y me vigilan. Esperan que me rindo o que pase algo como ayer por la tarde. Fue una derrota enorme para ellos. Más o menos 30 personas que no se dejaron impresionar por el servicio de seguridad armado con linternas y palos pero se fueron directamente a la valla y al árbol ocupado mientras que explicaron a la guardia que no salgará violencia de ese grupo, que solamente querían ir hasta el árbol y irse después. Del forcejo bajo del árbol con pacas de paja inesperadamente una persona se subió al árbol con la soga y equipamento de trepar que estaba escondido por llevarlo bajo la ropa. Un tipo de la seguridad intentó colgarse a la mochila de la persona pero la otra gento le pudo sacar. En unos segundos estoy fuera del radio de alcance, salgo del tumulto y los gritos en el suelo. Intentan usar la plataforma elevadora cual se encuentra directamente bajo del árbol pero hay gente que la están bloqueando – pareca que notan que arriesgarian su misma vida porque nadie sabe algo de trepar árboles. Me cuesta mucho esfuerzo subirme con la mochila pero sigo. Cuando llegó arriba la bienvenida esta grande. El compa está muy feliz por el relevo. Eso significa fuerza nueva, motivación y que podemos bloquear el desmonte y con eso el crecimiento de la mina un poco más. Y esa vez pareca que la policía no quiere desalojar tan facil. Cuando el otro se prepara bara bajarse escucho una voz conocida que habla llorando y llena de espanto con la seguridad: „Cómo lo pedéis hacer? Esa persona ya está sangrando – lo golpearon con la linterna hasta que le sale sangre.“ Cuando la escucho tengo que llorar también y me preocupo mucho de mis queridxs que esa tarde tienen un papel mucho más duro que yo. Veo, que algunxs llegaron a escaparse mientras que lxs otrxs todavía están ahí rodeadxs por el serviciop de seguridad (cuales ahora son 4 veces más que antes) esperando que llegue la policía. El otro en el árbol se despide cariñiosamente y me alegro por el, que por fin puede bajarse. Ahora estoy sola aquí arriba. Llamo a la persona que esta sentada al lado de una compu esperando noticias. La cuento de la acción exitosa. El ambiente en el suelo se calma y poco a poco arrestan a la gente. 6 de mis amigxs tienen que quedarse en el frio para mucho tiempo. Después de un tiempo el servicio de seguridad recibe bebidas calientes y también dan algo a mis queridxs. Le dan la caja con frutas que se encontró hace 4 días bajo el árbol a lxs activistas acurrucadxs juntxs. Todo distinto seria tortura. De razones que no llego a entender le gusta mucho a la policia y la seguridad iluminar el arbol en cual estoy con lamparas extremamente luminosas. A mi eso no me importa porque lo puedo apantallar facilmente con mi mano. A las 22 hs la ultima persona esta arrestada. Ahora empieza la parte mia: ahora estay sola, rodeada de gente que lleva adelante la destrucción completa de un ecosistema que tiene más que 12.000 años. Que llevan adelante que gente está forzada a salir de sus casas, que miles de animales están matados para seguir con una manera de generar energia que está demasiada vieja, extremamente dañosa para el clima y carisima. Rodeada del enemigo. Pero esos que me rodean ni son los diredctamnete culpables. Son esclavos del sistema en cual “necesitas“ dinero, “necesitas“ un estatus para sobrevivir. Y muchxs solamete no conocen alternativas o no tienen tiempo para pensar sobre eso porque “tienen que“ trabajar. The system works because you work (el sistema funciona porque trabajas). Intento dormir un poco mientras que cada hora hace más frío. Estoy muy graciosa por mi balaclava gruesa de lana sintética porque ahora hace más que mi cara queda caliente en vez de embozarme. A las 2 y media me llega una llamada y estoy muy contenta escuchar la voz. Es la persona con la herida en la cabeza por los golpes de un tipo de la seguridad con una linterna. Dice que todxs están afuera otra vez y que, después de que todxs resistieron vehementemente a dar su identidad y las huellas digitales, la policia ni intento a tomar las huellas digitales de lxs que fueron detenidxs más tarde. Así todxs que lo querían salieron anonimxs. En total una acción exitosa. Solidaridad es nuestra arma! En un momento por la noche hay cambio de turno del servicio de seguridad. Algunos me desean una buena noche. Aunque muchas veces por la noche tengo que abrigarme más por el frio, por la mañana me siento hasta sierto punto en buena forma. Suficientemente en forma para pasarme el día con mucho menos movimiento que normalmente.

– secuela sigue —

Marcar el enlace permanente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *